Federico Rudolph

1-¿Dónde escribís?

Normalmente, escribo en la cama o en algún escritorio o mesa que tenga a mano (en mi casa, por lo general), excepto cuando lo hice en una confitería después de pedir un café y de darme cuenta que hubiera preferido un jugo de naranja (la única vez que escribí un cuento en tiempo real).

2- ¿Trabajás en computadora o a mano?

Trabajo en mi computadora de escritorio o en la netbook que uso para el trabajo (en Word o en el bloc de notas, aunque siempre termino pasando todo a Word). La única excepción que recuerdo es la que comenté en la pregunta anterior (lo hice sobre una servilleta).

3- ¿Escribís todos los días? ¿Tenés un horario fijo?

Ojalá (sería lo ideal para mí). Escribo cuando logro hacer tiempo fuera de mi trabajo, de mi pequeña empresa y de otras obligaciones. No es fácil, aunque trato de encontrarlo.

4-¿Cuánto tiempo le dedicás?

Para escribir un cuento, que es a lo que más me dedico, trabajo entre una y cuatro horas más o menos (en muy pocos casos me lleva más de eso), pero después me paso días, semanas, meses o años corrigiendo (los textos más viejos me llevan más tiempo). Y para la corrección, esa misma cantidad de horas, cada vez que me puedo sentar a hacerlo.

5- ¿Algún ritual, costumbre o manía a la hora de sentarse a escribir?

No que yo sepa (tendría que preguntar, no sé). Uno no suele asumir las manías propias ni darse cuenta de ellas.

6- ¿Cuándo das por terminado un texto? ¿Qué recorrido emprende ese texto?

Corregirlo, corregirlo y volver a corregirlo. Después lo publico en Internet o lo mantengo como inédito para el próximo libro. Pero en algún momento lo publico (previa corrección por supuesto). Por último, lo difundo por las redes sociales e incentivo al público a hacerse de él. Ya después de eso, le pierdo el rastro (a la copia que me queda la vuelvo a corregir en algún momento, ¿manía mía? Mmm, capaz esa era).

7- ¿Qué relación tenés con tu biblioteca?

Necesito de su presencia, pero supongo que es una cuestión de gusto heredado, ya que en la casa de mis padres siempre hubo libros y bibliotecas (una en mi pieza, la principal en el living, otra en el garage y así, menos en la cocina y el baño, aunque igual había revistas o alguno que otro libro suelto en esos lugares, hasta donde recuerdo). Lo importante para mí es que haya libros en ella (en la biblioteca), los mismos de siempre, a los que uno, cada tanto, pueda echarle una mano.

8- ¿Qué libro te gustaría leer?

Canción de hielo y fuego. Soy fan de la serie de TV, pero no he tenido tiempo de leer los libros.Después, algún libro de ciencia ficción (tengo varios autores que me gustan y de los cuales he leído poco). Sería fabuloso leer el Necronomicón, también... aunque no exista (es un libro que siempre ha llamado poderosamente mi atención). A falta de ambos, algún libro de cuentos de ciencia ficción o una novela del mismo género.

9- ¿Qué cinco libros no pueden faltar en tu biblioteca ideal?

Novelas y cuentos de Voltaire, el Diccionario filosófico del mismo autor, la colección completa de cuentos de Edgard Allan Poe, los de H. P. Lovecraft y los de Isaac Asimov. Con eso me conformo, pero podrían ser más (¡Casi está completa! Gracias por preguntar).

10- ¿Cuáles son los autores/libros que te parecen más sobrevalorados y cuáles los menos valorados?

A 50 sombras de Gray lo considero basura literaria, por poner un ejemplo, pero sobre gustos... En cambio, hay libros de autores independientes que merecen ser tomados muy en cuenta. Pero... hay tantos libros que es difícil saberlo. Mejor, leer todo lo que se pueda y que cada uno decida su valor (no existen absolutos al respecto).

11- ¿Qué relación tenés con la inspiración?

¿Imaginar la continuación de una escena real, devenida en tragedia, comedia o susto del momento sería inspiración? Si es así, entonces  supongo que tengo una profunda relación con ella, si no, no tengo idea. 

12- ¿Cuándo una persona se convierte en un buen lector?

Cuando esa persona puede decir libremente a viva voz que un Best Seller es una porquería sin dejarse llevar por la crítica o, de igual manera, afirmar que un libro poco conocido es excelente, por que así lo interpreta como lector. Borges decía que si un libro no gustaba, no había por que terminarlo, eso también sería ser un buen lector. ¿Será que el lector nace o se hace? ¡Qué pregunta!

Bonus Track:
 -Experiencias e impresiones de escribir estimulado por alguna sustancia o en un estado de conciencia alterado

Cero. Tendría que probar alguna vez (no me gustan las preguntas sin respuesta). Sin embargo, algunos que otros de mis personajes pareciera que sí han atravesado por experiencias de ese tipo y por otras más truculentas (tendría que preguntarles a ellos, a ver que opinan al respecto). Lo cierto es que la gente de mi entorno, aquella que mejor me conoce, insiste, afirma y perjura que no necesito drogas para estimularme, que bien lo hago por mí mismo (como si mi cerebro las produjera o algo así, no sé que es lo que quieren decir con eso, la verdad). Yo opino que están tomados o que han probado alguna sustancia de dudosa procedencia y que por eso hablan pavadas como esa. Para mí que esa hierba que fuman no es buena. Yo, argentino.








No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada